Astata, Choapa y Tutla toman Congreso, exigen renuncia de Mafud y ediles que ratificó el IEEPCO 

0

Rodrigo Islas Brito

En este miércoles de sesión ordinaria el diputado priista Alejandro Avilés y el diputado del Partido del Trabajo, Noé Doroteo miran por la ventanilla de una imponente camioneta color gris con batea y llantas altas, a una de las de las tres entradas del Congreso de Oaxaca bloqueado por un grupo de personas de tres diferentes municipios del estado: Santiago Choapa, Santiago Astata y San Sebastián Tutla, quienes les dicen que no pueden entrar.

La gente de Santiago Choapa está bloqueando para exigir la renuncia nada menos que del secretario de gobierno del estado, Héctor Anuar Mafud Mafud y de Antonio Cabrera Villalba, su director de gobierno. Los acusan de haber cambiado y vuelto a poner administradores municipales en su municipio como “si fueran calzones”, y de haberse enriquecido con eso.

Hablan de que hoy existe un nuevo administrador municipal en pueblo del que ni siquiera conocen su nombre. Se declaran hartos y más cuando aseguran que Mafud y Cabrera quieren hacer presidente municipal a una persona de su confianza al que identifican con el nombre de Evegisto Gamboa.

Los pobladores de San Sebastián Tutla aseguran que no se pueden explicar cómo el Instituto Estatal Electoral y de Participación Ciudadana de Oaxaca (IEEPCO) dio por válida una elección en la que acusan fueron amedrentados y bloqueados por elementos de la policía estatal para sufragar su voto. Dicen que no hubo una verdadera asamblea comunitaria y que Ezequiel Carlos Velasco, al que el IEEPCO dio como ganador no puede ni debe gobernar Tutla.

Los manifestantes de Santiago Astata están ahí para demandar que sea destituido como su edil, Dorian Giovanni Ricardez, a quien acusan de haber ganado la elección comprando votos de los habitantes de las agencias que se encuentran apartadas de la cabecera y a los que no conocen. También aseguran que su nuevo edil se dedica a actividades ilícitas de huachicoleo y que él y su gente siempre han sido priistas aunque ahora se hayan vestido de Morena.

Los tres grupos de pobladores que se han vuelto en uno solo asumen que el IEEPCO tiene metidas las manos en sus vidas y en sus derechos. Bloquean el Congreso en sus tres accesos con el grito «de ahí no va a salir ni entrar nadie». Una de las personas que quiere salir le dice a un manifestante que él también es pueblo, campesino, de San Juan Güichicovi, que vino al Congreso para tramitar una gestión para su pueblo.

Un manifestante de Choapa le dice que son casi paisanos, que él también es campesino y gana 150 pesos diarios, pero que no lo va a dejar salir porque él recibe órdenes. “¡Que salga el diputado Saúl, lo queremos saludar!”, “¡nada más nos quiere ver cuando nos va a sacar el voto!, gritan otros pobladores y pobladoras de Choapa detrás de las rejas de la principal entrada del Congreso sobre el diputado del Partido del Trabajo del décimo distrito, Saúl Cruz Jiménez, que no se aparece nunca.

Los de Asteta aseguran que si insisten en imponerles a su odiado Dorian Giovanni Ricardez, la cosa acabará en balazos, que las armas ya se han mostrado en los bloqueos carreteros que han hecho para hacer valer sus exigencias.

Finalmente tres comisiones de los tres diferentes grupos unidos en uno solo entran al Congreso para dar cuenta de sus peticiones y exigencias. Diputados como Pavel Meléndez y Ángel Domínguez son encargados para salir de sus curules y salgan a negociar con la gente que ya dijo que no va a dejar salir nadie del Congreso.

Saúl Cruz Jiménez, a pesar de que han demandado su saludo, se queda en su curul de la sesión de este miércoles. En el salón de sesiones y en sus curules también están el priista Alejandro Avilés y el petista Noé Doroteo, entre los grupos manifestantes nadie sabe cómo entraron o quien los dejó entrar. Dieron más de las 5:30  de la tarde y el bloqueo sobre las tres entradas del Congreso se mantiene, la gente que quiere salir desesperada reparte empujones, la gente de Santiago Choapa, Santiago Astata y San Sebastián Tutla aseguran que ahí se van a quedar.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here