“Pensamos que Obrador realmente era de izquierda”, organizaciones en lucha vs el Transístmico

0

Rodrigo Islas Brito

“Adelfo Regino no actúa por sí mismo. Actúa por mandato de quien le ordena”, comenta sobre el director del Instituto Nacional de Pueblos Indígenas (INPI), Alejandro Cruz López, representante de la Organizaciones Indias por los Derechos Humanos en Oaxaca (OIDHO). El escenario es la convocatoria para las Jornadas en Defensa del Territorio y la Madre Tierra “Samir somos todas y todos” y la respuesta se ha dado sobre la pregunta de qué papel juega  hoy el director del INPI, antes un reconocido activista indígena, en la realización y construcción por parte del gobierno federal del Corredor Transístmico en el Istmo de Tehuantepec , sobre la que un cumulo  de colectivos y organizaciones sociales indígenas han dicho una y otra vez que se trata de un claro y oficializado despojo territorial.

Cruz López no habla solo del papel de facilitador de Regino como avanzada de los grandes proyectos de infraestructura gubernamental (Tren Maya y el mencionado Corredor) sobre territorios de pueblos originarios, sino también sobre el de su jefe, el presidente  de México, Andrés Manuel López Obrador, quien inició su joven sexenio anunciando en Oaxaca por todo lo alto que los pueblos indígenas ya serian finalmente sujetos de derecho.

“No pensábamos que iba a pasar esto, pensábamos que López Obrador era realmente un hombre de izquierda. La historia de cada uno de nosotros pesa a la hora de tomar decisiones, pero en el caso del presidente solo pesó para rodearse de muchos personajes del gran capital”, declara el dirigente de OIDHO.

A su lado, unos cuarenta pobladores de comunidades indígenas de Oaxaca enarbolan pequeños plotters con el mapa de seis concesiones mineras que en el estado se encuentran en medio de áreas naturales protegidas de prioridad extrema. Se le comenta a Cruz López y a quienes lo rodean que los gobiernos manejan la explicación de que la constricción del corredor transistmico (una especie de nuevo Canal de Panamá en ciernes) y sus ochos zonas industriales son para sacar a los pueblos originarios de su atraso y pobreza e incorporarlos a un proyecto sustentable de nación.

“El capitalismo siempre ha dicho eso, siempre habla del desarrollo usando eufemismos para nombrar al despojo”, considera el activista. Apunta que las organizaciones y activistas presentes calculan que con el Corredor también conocido como Interoceánico, todos los grupos delincuenciales que pululan en el país se vendrán al Istmo a buscar dinero. Alejandro Cruz proyecta que este corredor industrial terminará de balcanizar la región istmeña, a Oaxaca y fracturará al país.

“Además es una cortina para detener el paso de los migrantes centroamericanos”, agrega. ”Es una de las cosas que le ha impuesto el imperio norteamericano a López Obrador para dejarlo seguir gobernando este país”, reflexiona el entrevistado.

Al que por otra parte se le comenta que ese gobierno que hoy señala es tal vez uno de los más  populares en la historia del país, con 30 millones de votos electorales legitimándolo. ¿Cómo hacerle frente a los planes expansivo de un gobierno así?, es el cuestionamiento que surge.

“El gobierno tiene sus golpes espectaculares, como la rifa del avión presidencial y su todo el tiempo reiterada lucha contra la corrupción. Pero la verdad es que en un futuro pasará a la historia como el gobierno que terminó de entregar la soberanía del país”, responde el activista.

“No van solo por un trenecito. Los ricos, los dueños del dinero, los que siempre quieren más y más  siempre van por todo”, agrega Cruz López. Se le comenta que si Obrador lo estuviera escuchando hablar ya le hubiera apuntado con su dedo flamígero desde su pulpito y lo hubiera llamado “conservador”. De hecho ya hubiera llamado conservadores a él y a las y los que le rodean con sus pancartas de “No al despojo”.

“Para llegar a la presidencia dijo que iba apoyar a los pueblos. Prometió que el Proyecto Integral Morelos (representado en la instalación de un gasoducto y la termoeléctrica en Huexca) no iba a pasar. Pero cuando llega a la presidencia cambia de discurso y empieza a decir que los que se oponen a ese proyecto son conservadores y radicales de izquierda. Y luego unos días después asesinan a Samir Flores, uno de los líderes opositores”, señala y recuerda el de OIDHO.

Cruz López asegura con decepción que hoy el presidente parecer ir a donde los intereses creados lo llaman. “Eso no se puede obviar, pero sin embargo la cosa sigue siendo como el mismo la señaló: solo el pueblo puede salvar al pueblo”, apuntala el entrevistado, quien aborda el tema de que Obrador ha dicho que para él hoy en las organizaciones sociales no hay gente de izquierda.

“Existen muchos tipos de organizaciones, algunas siempre han servido a sus propios intereses. Pero las organizaciones se conforman por pueblos, por sus luchas históricas”, define el activista y defensor del territorio. ¿Cuál es la lucha de hoy?, se le pregunta.

“La lucha ideológica, de conciencia, para que entendamos todos que este proyecto de muerte solo va a dejar miseria para nosotros”. Cruz López  menciona que sobre posibles acciones de lucha ya sean marchas, manifestaciones o bloqueos, solo el tiempo las definirá.

“En cada momento, en cada lugar, encontraremos las respuestas. Ahorita podemos decir que no somos muchos, pero las compañeras y los compañeros se irán uniendo. Estamos en ese proceso”, pondera el representante de OIDHO.

En la reunión de organizaciones contra el Corredor Interoceánico se encuentra Servicios del Pueblo Mixe, organización social creada y liderada hace unos años por el hoy director del INPI, Adelfo Regino, sobre el que la organización se ha públicamente desmarcado, y la semi resucitada Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE)

En el encuentro se anuncia, a un año del asesinato del activista Samir Flores, que este sábado 22 de febrero a las nueve de la mañana, en la Alameda de León de la Ciudad de Oaxaca, se realizará una Asamblea Oaxaqueña en Defensa de la Tierra y el territorio como un espacio para escuchar, acordar y fortalecer el tejido de las luchas que aseguran vienen.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here