«Reducir todo de un día a otro a cero, significa la quiebra para cualquier negocio» Empresario oaxaqueño ante crisis por Covid-19

0

De acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) En Oaxaca hay 251 mil 847 establecimientos comerciales, de los cuales las Micro Pequeñas y Mediana Empresas (MiPyMEs) generan el 72% de empleo y el 52% de Producto Interno Bruto (PIB) en la entidad por lo cual dichas empresas han sido de las más afectadas como lo es en el sector gastronómico, en donde en días pasados más de 170 restauranteros de Oaxaca se unieron para formar un colectivo para hacer un llamado de apoyo al gobierno federal con el propósito de salvaguardar empleos ante la reciente pandemia del Covid-19.

Pues a través de una carta del llamado Colectivo Ciudadano Gastronómico de Oaxaca pidieron un apoyo económico ante el cierre, ya que hasta el momento muchos han optado por vender alimentos a domicilio, ya que aún cuentan con obligaciones fiscales, adeudos y compromisos con sus trabajadores, principalmente el salario de los mismos que es una de las cuestiones más preocupantes ante esta situación de contingencia.

En entrevista para CIO Información Juan “N” quien es un empresario joven de un restaurante-bar en Oaxaca bastante conocido comenta que es difícil obtener ganancias de manera rápida y explica en que los “golpea” esta cuarentena.

“¿En qué nos golpea? El lugar que manejamos tiene alrededor de 15 días cerrado, es un lugar que tiene cerca de 50 empleados a las cuales se les da un salario diario que suma un gasto semanal alrededor de $60,000 tan solo de nómina y aparte lo que ellos puedan ganar en propinas. Y reducir todo de un día a otro a cero, significa la quiebra para cualquier negocio… significa tomar dinero de las utilidades para solventar gastos corrientes como la luz, el agua, renta del inmueble y otros de manutención”. Explicó el empresario.

En este caso además comenta que cuentan con un empleado que acaba de ser papá con un bebé de un mes y ante una situación como esta cada vez se torna más difícil el poder solventar los gastos que conlleva el inmueble con lugar para 1000 personas.

“Lo que nos preocupa es la recuperación, pues saben en teoría que a final de este mes puedan reanudar labores, pero aún no están seguros de que eso vaya a suceder, todo esto se manejó de la peor manera posible y de última hora, a nivel federal no se ha hecho más que el ridículo, por lo cual lo han manejado a la medida de sus posibilidades, pues nadie estaba preparado para esto”. Comenta Juan “N”

Finalmente, Juan espera que puedan reanudar actividades lo antes posible y comenta que acatarán las medidas sanitarias necesarias para poder estar sanos. Y sobre todo expresó la gran desconfianza e incertidumbre que siente respecto a lo que dice el subsecretario de salud, Hugo López Gatell; ya que al menos él considera que no cree que la economía mejore antes de diciembre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here